• Hacienda controlará el alquiler vacacional obteniendo información relevante de forma trimestral de los intermediarios, a través del modelo 179.
  • Los datos obtenidos de los intermediarios se contratarán con las declaraciones de ingresos de los propietarios arrendadores.

A partir del próximo 1 de enero, Hacienda empezará a recibir miles de datos referentes a la identidad de los propietarios de las viviendas puestas en alquiler con fines turísticos, de las personas o entidades que ostenten los derechos sobre esas viviendas y también de las personas o entidades arrendatarias.

El motivo será la entrada en funcionamiento de un nuevo modelo fiscal llamado modelo 179 «Declaración informativa trimestral de la cesión de uso de viviendas con fines turísticos», una declaración informativa obligatoria para plataformas digitales de intermediación como Airbnb, Windu,  Niumba o Homeaway, inmobiliarias y cualquier otro agente que medie en este mercado, lo haga a título gratuito u oneroso. Es decir, la obligación de presentar este modelo es solo para los que hacen de intermediarios entre propietario e inquilino de viviendas vacacionales.

Qué información proporcionará el modelo 179

Con la llegada de este nuevo modelo la Administración Tributaria espera obtener al fin información detallada sobre la identidad de los contribuyentes que actúan en este mercado y chequear, en base a esa misma información, y posteriormente comprobar si cumplen o no al punto con sus obligaciones fiscales.

Además de información sobre la identidad de los propietarios de los inmuebles puestos en el mercado, esta declaración informativa deberá especificar también la referencia catastral del inmueble puesto en uso turístico, el número de días que éste fue alquilado de manera efectiva, el importe percibido como contraprestación por dicho alquiler y el número de contrato de intermediación del arrendamiento. Así mismo, también la fecha de inicio de la cesión y la forma de pago utilizada por el arrendatario, sea transferencia, tarjeta de crédito o débito u otro medio de pago.

El fin es detectar situaciones de ocultación de ingresos

La idea es cruzar los datos que entren a través del modelo 179 con la información ya disponible de las declaraciones fiscales de los contribuyentes y a partir de ahí detectar situaciones en la que haya ocultación o infravaloración de los ingresos percibidos del alquiler de viviendas para usos turísticos, algo que ha sido difícil de perseguir por la Agencia Tributaria y del resto de Administraciones Públicas.

La irrupción de las nuevas plataformas digitales de intermediación ha venido a concentrar este mercado, lo que va a servir ahora también para estrechar el cerco sobre el posible fraude que se esconda tras el cada vez más masivo alquiler de viviendas con uso turístico.

Plazo de presentación

El plazo de presentación de este modelo es trimestral, entre el primer y último día del mes siguiente a la finalización del trimestre.

 ¿Te ha quedado claro? Esperemos que sí.

Si eres particular y alquilas tu vivienda sin intermediarios, seguirás teniendo la obligación de declarar tus ingresos, sea para alquiler turístico como si no lo es. Ten cuidado porque Hacienda lleva tiempo controlando el mercado del alquiler y no son pocas las personas que han recibido comunicaciones avisando de que la Administración tiene conocimiento de que publica anuncios en internet. Poco a poco van dando pasos para controlar este tipo de operaciones y que nadie se quede sin tributar.

Recuerda que estamos hablando de una medida para controlar el alquiler turístico, pero como te estamos diciendo, esto no te exime de declarar otros tipos de alquileres, lo hagas a través de intermediarios o no.

_______________________________________________________________

 C&G GESTIÓN – Calle Victoria, 25 – Úbeda (Jaén)

Telf.: 953 47 13 97 – 676 54 12 84

Email: asesoria@gycgestion.com

_______________________________________________________________